Como ya os he contado en Instagram he estado haciendo una reordenación de telas y luego le ha tocado al armario de las niñas. Así, una vez evaluado lo que tenemos y lo que necesitamos ya tenía vía libre para coser.